Desplazamiento de los vórtices polares

enero 8 | En Ciencia, Contexto, Portada | Por | Con Sin comentarios

El términoVórtice Polar se repite estos días de boca en boca como todas esas palabras que significan “tragedia” y que acabamos diferenciando por enmarcarla temporalmente. Este fenómeno ha causado 9 víctimas mortales en EEUU y ha dejado al país sumido en una ola de frío que ha llegado a los 50 grados bajo cero. De los términos, polar se corresponde perfectamente con la sensación, y los más puestos sabrán que vórtice significa “flujo turbulento en rotación espiral con trayectorias de corriente cerradas” (según Wikipedia).

Pero ¿qué es exactamente este fenómeno, y por qué se produce allí y ahora?

Los vórtices polares no han aparecido de repente. Son fenómenos permanentes que se encuentran en la alta troposfera y la estratosfera (de 8 a 50 km sobre el nivel del mar) sobre ambos polos del planeta. Estos vórtices son ciclones o sistemas de bajas presiones, áreas de aire giratorio que se mueven a diferentes velocidades y, gracias a los cuales, se mantiene el aire frío y denso sobre los polos. El vórtice Ártico tiene forma alargada, con dos centros, uno normalmente cerca de la isla de Baffin (en Canadá) y el otro en el nordeste de Siberia. Los vórtices se hacen más fuertes y amplios en los inviernos y se debilitan durante los veranos.

Imagen del Vórtice Polar Ártico

Imagen del Vórtice Polar Ártico

Múltiples factores climáticos pueden provocar que el aire frío que se mantiene cercado en los polos por el vórtice polar se libere repentinamente, y descienda hasta las capas inferiores de la atmósfera. En esta ocasión, el culpable ha podido ser un sistema de altas presiones, o anticiclón, originado en el este del Pacífico y que, aunque normalmente no pasa de Alaska, habría continuado hacia el Polo Norte y empujado ese aire ártico extremadamente frío hacia capas inferiores y hacia el sur del continente americano. Las temperaturas actuales bajan varias decenas de cero y los fuertes vientos incrementan la sensación térmica. En estas condiciones, un cuerpo puede quedar congelado en minutos.

Otra teoría es la de la corriente de chorro polar, que según el meteorólogo Alex Deakin, puede ser la causante de este desplazamiento repentino del ciclón. Esta corriente se genera debido a que los vientos son en general más fuertes en la tropopausa, la zona fronteriza entre la troposfera y la estratosfera, por lo que si se encuentran dos masas de aire de diferentes temperaturas o densidades, la diferencia de presión resultante de la diferencia de densidad (que es la que causa los vientos) es mayor en la zona de transición. El viento no viaja directamente desde las regiones de mayor presión a las de menor presión, sino que es desviado y fluye a lo largo de los bordes de las dos masas de aire. Esto puede provocar el empuje necesario para el desplazamiento del vórtice hacia el sur.

Se espera que la fuerza que empuja el anticiclón pierda fuerza en muy poco tiempo y así el vórtice vuelva a su lugar habitual, a seguir manteniendo el frío polar en los polos.

 

Share

Pin It

Contenidos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Have you Subscribed via RSS yet? Don't miss a post!

« »

Política

Síguenos en Facebook

Scroll to top